Conceptos Kabbalísticos Festividades y Zonas de Tiempo

Elegir la conciencia de Luz

La porción de esta semana se llama Ekev, que literalmente significa talón. Los Kabbalistas nos explican que el nombre de la porción contiene dentro de sí la esencia de toda la porción. Por lo tanto, nuestro maestro, el Rav, se pregunta, ¿por qué Moshé escogería la palabra Ekev para transmitirnos la energía de la porción?

La respuesta que nos da el Rav es la siguiente. La palabra Ekev, está compuesta de 3 letras, Ayin, Kuf y Bet. Ayin y Bet nos dan la numerología de 72, por lo tanto nos está conectando con los 72 Nombres de Dios, la realidad del 99% y del Árbol de la Vida. La Letra Kuf, que queda en medio de las otras dos, es la única letra que baja del renglón. El Zóhar nos explica que el rol de la Kuf es alimentar al Oponente. La Kuf es una letra que tiene contacto con el lado negativo y lo mantiene vivo.

Entonces dentro de la palabra Ekev tenemos 2 realidades, la realidad del Árbol de la Vida encapsulada en los 72 Nombres, y la realidad del Oponente de la Kuf.

La porción en sí habla acerca del momento en el cual los Israelitas iban a entrar a la tierra de Israel. El Rav nos enseña entonces que la dualidad que existe en la palabra Ekev también existe dentro de la Tierra de Israel. Puede ser el Centro para jalar Luz y diseminarla a todo el mundo, así como lo hacen los 72 Nombres de Dios, o puede ser un punto de conflicto mundial, como estamos viendo hoy en día y se ha visto a través de la historia.

También Ekev nos conecta con el tiempo de la Redención Final, la época en la que vivimos ahora, la era de “oy ve Ashrei” como lo llama el Zóhar, que también contiene esta dualidad. Hay enorme caos mundial, y al mismo tiempo enormes milagros y avances para la humanidad.

Nos explica el Rav que lo que determina a qué película vamos a estar conectados, si a la de los 72 Nombres o la de la Kuf, si a la Tierra de Israel que es una base de Luz para el mundo, o a la Tierra de Israel que es el centro de conflicto mundial, si a la realidad de caos o de milagros, es nuestra conciencia. Con nuestra conciencia podemos escoger estar conectados con la Luz, y todavía más, ser canales de Luz a nivel global.

El regalo de la porción de Ekev y de esta semana es poder alinear nuestra conciencia a la realidad de los 72 Nombres, a la realidad del 99%, de la Tierra de Israel como central energética mundial, y traer esta energía a nuestra vida y más que nada para el mundo entero.

Podemos usar esta energía para empezar ya nuestra preparación para Rosh Hashaná, el año nuevo, encontrando las áreas de nuestra vida donde nuestra conciencia sigue siendo como la Kuf, apegada y alimentando al Oponente y la fisicalidad, para que podamos transformarla a estar conectada con la otra realidad.

¡Buena y exitosa semana!

Tania

Relacionado

Ver todo